[Asesor financiero] ¿Por qué necesitas uno?

¿Cuántas veces has escuchado a un amigo o a un vecino que se ha comprado un coche con sus ahorros o que está preparando su jubilación?

Alguna que otra vez, ¿verdad?

Además, bastantes veces te habrás planteado que tú también deberías empezar a ahorrar, ¿no es cierto?

Y no eres el único.

En un estudio de la institución Inverco sobre el ahorro de las familias españolas en 2019, podemos leer:

«El ahorro financiero (activos financieros) de las familias españolas se situó en 2,41 billones de euros a finales de diciembre de 2019, según datos del Banco de España. En el año, los hogares españoles incrementaron en 151.754 millones de euros su saldo en activos financieros, un 6,7% más que en diciembre del año anterior»

Para hacerlo más visual tenemos este gráfico:

*Sacado del estudio de Inverco: 4º trimestre de 2019.

Y un gran porcentaje del total de esas familias han recibido la ayuda profesional de un asesor financiero para conseguir mejorar y aumentar sus ahorros.

Si quieres ser una de esas familias españolas ahorradoras, en este artículo te vamos a explicar por qué necesitas un asesor financiero.

También puedes ver este post en formato vídeo 😊

Comenzamos 😉

👉 ¿Por qué necesitas un asesor financiero?

Los tiempos en los que vivimos son muy distintos a los de hace 10 años.

Las personas ya no confían tanto en las marcas y a la hora de comprar un producto buscan en Internet y comparan en distintos sitios el producto con mejor precio o el que tenga mejores opiniones.

¿Y por qué no hacemos lo mismo cuando vamos a pedir un préstamo hipotecario o cuando queremos un producto de ahorro?

Porque la pereza de ir a distintos bancos nos puede, ¿verdad?

¿Y si te digo que no tienes que ir de banco en banco buscando el mejor producto para ti?

Pues sí, lo que lees. Para eso están los asesores financieros.

Cada vez más personas se están concienciando de los beneficios que conlleva ahorrar e invertir de forma inteligente. Los nuevos ahorradores empiezan a confiar su dinero a profesionales del sector, porque cuando te duele la cabeza no piensas en ir al mecánico, ¿verdad? Pues con tu dinero es lo mismo: debes acudir a los profesionales.

👉 ¿Conoces realmente todos los productos financieros que existen y para qué sirve cada uno?

Solemos escuchar hablar en televisión sobre muchos de los productos financieros que existen pero… ¿conoces realmente para qué sirve cada uno de ellos?

Hay muchas personas que tienen productos de ahorro que no les dan apenas beneficios, como por ejemplo los planes de pensiones que no superan el IPC, y esto hace que dejen de confiar en el ahorro.

Antes de contratar cualquier producto debemos tener claro cuál es el objetivo a conseguir con ese producto, porque no es lo mismo ahorrar para comprarte un coche que hacerlo para la jubilación. El objetivo del coche es en 1-2 años (corto plazo) mientras que la jubilación es un propósito a 10, 20 o 40 años (largo plazo).

El problema es que nuestra educación financiera, en la mayoría de los casos, es escasa o solo nos suena lo que escuchamos en televisión, con lo cual no conocemos ni todos los productos que existen ni cómo utilizarlos en nuestro beneficio.

La mejor solución para sacar partido a estos productos es dejarnos asesorar por un profesional financiero.

👉 ¿Un asesor financiero privado es lo mismo que un asesor de una entidad bancaria?

La respuesta es NO.

Y te voy a explicar por qué.

Los asesores de una entidad bancaria están vinculados, evidentemente, a esa entidad, con lo cual solo pueden darte información sobre los productos que ellos tienen. Además, tienen que cumplir una serie de objetivos en su puesto de trabajo, con lo que en su mayoría no suelen ofertar los mejores productos para el cliente, sino los productos que toca vender en ese momento.

En cambio, los asesores financieros privados no están vinculados a ninguna entidad financiera, sino que trabajan con distintas aseguradoras y bancos. Por ello, tienen un amplio abanico de posibilidades que les permite trabajar con los productos que mejor se adapten a las necesidades de los clientes.

Otra de las características que diferencian a estas profesiones es la investigación previa. Los asesores privados realizan un análisis exhaustivo de los ingresos, gastos, cuentas… de sus clientes, hacen una investigación real de la economía de la persona que están asesorando, para así conseguir los mayores beneficios para ella. Mientras que los asesores de los bancos, solo tienen acceso a las cuentas que tiene el cliente en su entidad, y aún así, no suele haber un estudio previo de la situación.

Además, han habido varios casos de fraude relacionados con las entidades bancarias, y esto ha llevado a que las personas dejen de creer en los asesores de los bancos y empiecen a confiar más en los profesionales del asesoramiento financiero privado.

👉 Reserva tu sesión de Planificación financiera gratuita

Espero que con este artículo te haya aclarado muchas dudas de por qué necesitas un asesor financiero privado para ayudarte a ahorrar.

De todas maneras, si te queda alguna duda o, en cambio, quieres empezar a gestionar tus ahorros de forma inteligente, puedes reservar tu sesión de planificación gratuita en el calendario que aparece aquí abajo 👇

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies